La rata: un pequeño perrito domestico

Lo primero que le digo a la gente cuando me preguntan porque tengo una rata como mascota es lo siguiente:  una rata, puede ser un gran animal de compañía, ni más ni menos que un perro o un gato, pero en versión mini 😉

Desafortunadamente tenemos la costumbre de pensar que este simpático roedor es muy sucio y portador de enfermadades…

En realidad, ¡nada de eso es verdad!

Las ratas son animales limpisimos, ¡incluso más que un gato!

Pasan todo el tiempo limpiándose minuciosamente y aprenden también a hacer sus necesidades en una arena especial para que su hogar se mantenga limpio y saludable.

A parte de eso, son extremadamente sociables,  amigables y les encanta estar a contacto con el ser humano.

Yo he tenido dos ratas calvas y una rata común, Caramella, Occhialina y Esuebia-Fragola-Antonina 🙂

las tres han sido salvadas de un triste destino, ya que la mayoría de estos animales se cría para la experimentación o  como alimento vivo para serpientes y rapaces.

Fuente de la imagen: http://www.netjoven.pe/

La realción entre mis ratas y yo

Para explicaros mejor en que consiste la relación que se puede instaurar entre vosotros y estas preciosas mascotas, os haré algunos ejemplos de  como se portan conmigo mis pequeñas amiguitas.

Para empezar, cada vez que me ven cerca de la jaula, se pegan  a las barras para ser cogidas, buscan en continuación mi atención, vienen cuando se les llama por nombre y, literalmente, se duermen como si estuvieran en trance cada vez que las cojos para hacerles caricias y mimitos…

Siempre quieren estar conmigo o con las personas que les son familiares  y, además, son super sociables también con la gente que conocen por primera vez .

Estos  son sólo algunos de los ejemplos de la manera en la cual una rata interactúa con nosotros, ¡por no hablar, en fin, de cuanto sean inteligentes!  Pueden ser entrenadas para llevar a cabo “tricks” verdaderamente complejos 😉

Una rata, por lo tanto, establece una relación con su “humano”reconociéndolo como parte integral de su “clan”, estableciendo con él una conexión muy fuerte. La regla básica para que esto pase es ganar su confianza porque, una vez que no tenga miedo, la rata se volverá  vuestra mejor amiga 😉

¿Porque tener a una rata como mascota?

En resumen las ventajas de tener una rata como compañera de vida son las siguientes:

  • Es leal, juguetona, inteligente y limpia.
  • Es alegre y amistosa como un perro, pero independiente como un gato.
  • No hace mucho ruido.
  • No tiene olores particularmente fuertes o desagradables. De echo, se cuenta la historia de una señora finlandesa que, al ser su rata tan perfumada, ¡la pasaba como si fuera un “pout-porri” entre todas sus amigas!
  • No muerde casi nunca, por no decir nunca.
  • Por lo general, las ratas tienen un temperamento aventurero y desafiante.
  • Son animales gregarios, viven en grupo y tienen un sistema complejo de interacción social, lo que las hace mucho más aptas a las socialización.

En fin, si aún no estuvierais seguros de cuanto son geniales estos fantásticos y simpáticos animalitos domésticos, aquí he colgado un par de vídeos que espero os convencerán de cuanto son únicos 😉

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *